lunes, 9 de diciembre de 2013

HIERBA DE LOS QUEBRADEROS DE CABEZA









HIERBA DE LOS 
QUEBRADEROS 
DE CABEZA 


Malditus engendrus
INOPORTUNÁCEAS
Omskeäsko (Laponia Occidental)

DESCRIPCIÓN
Planta harto extraña. Carece de raíz, tallo, hojas, flores y frutos por cuanto podría dudarse de su pertenencia al reino de las plantas y aún a cualquier otro reino, que parece cosa más propia de repúblicas.

SE CRÍA
En las zonas altas de la Laponia Occidental flotando en el aire.

FLORECE
No se conoce la flor. Se cree que si florece lo hace a escondidas o a grande altura, cuando la eleva el viento a más de dos mil pies.

HISTORIA
Llámase a esta hierba la hierba de los quebraderos de cabeza por los muchos disgustos que prodiga a quienes estudiarla intentan.



Si te gusta esto…lee el libro ECOLEGÍA entero.



Safe Creative #1003105725044



7 comentarios:

Mabel B. Granata. dijo...

Qué planta tan extraña... tendría que ser el logo de algún partido político que yo me sé (de unos cuántos, mejor dicho) por lo de: "Carece de raíz, tallo, hojas, flores y frutos"
Un abrazo, Fco. Javier

Jesús Dorda dijo...

Seguro que cerca de ella hay otra especie que cura los dolores de cabeza. La Naturaleza, incluso imaginada, es así de generosa.

Frases frescas dijo...

Tienes mucha razón, Mabel...tal vez algunos políticos saquen partido de esta planta. Y al igual que ella, muchos de ellos nos provocan quebraderos de cabeza.
Otro amigable abrazo para ti.

Pues, sí, Jesús...muy cerca de esta planta existe una planta de producción de píldoras para el dolor de cabeza, en un complejo farmacéutico, a las afueras de Laponia (más o menos).
Abrazos.

Montse dijo...

Graciosísima esta descripción, como todas las que has hecho en esa Ecolegía.
Deberíamos encontrar esa planta que decís que quita el dolor de cabeza, esa de Laponia ¡o llamar a Santa Claus!

Un besito.

Frases frescas dijo...

...¡No, Montse, a Santa Claus, no! Cuentan que Santa Claus dio de comer esta planta a sus renos y a consecuencia de ello comenzaron a volar por los aires. Los pobres renos no se lo perdonarán jamás, porque padecen de vértigo.
Otro beso para ti.

Ars Natura dijo...

Algo había oído yo de esa puñeta que hizo Santa Claus a sus renos. Creo que antes Santa Claus era una persona más bien paradete, vamos que le costaba arrancarse, como lo son la mayoría de los nórdicos, pero un día se levantó graciosillo y le hizo la bromita a los renos, a raíz de eso podemos oírle todas las navidades su socarrona risa en cualquier esquina.

Respecto a la "Hierba de los quebraderos de cabeza" a pesar de los disgustos que dan a sus estudiosos, he de decir en su defensa que también las hay colaborativas, como una que vivió no hace mucho tiempo y que hizo muy buenas migas con un investigador al que le pasó el dato de que son capaces de elevarse hasta los 2.000 pies, dato por el cual se sabe a ciencia cierta que es una planta en toda regla. Cualquier planta que sea capaz de medir en pies algo, pertenece al reino vegetal, aunque sólo sea por poseer "planta de los pies".

Me encantan estas entradas, Javier, aunque creo que a veces me dejo llevar demasiado. Pero ahora que vivo a las afueras de Laponia no podía dejar pasar esta oportunidad. ;-)

Frases frescas dijo...

...Pues muchísimas gracias, ARS, por tu aportación, tan de primera mano.
Como bien sabes, la hierba de los quebraderos de cabeza es atacada en ocasiones por las jaquecas, aves que se elevan también hasta los dos mil pies y allí pastan la dicha hierba que se pasa el día flotando en los aires lapones. A consecuencia de todo ello, cuando algún cazador cazaba (y se comía) una jaqueca -que previamente se hubiera alimentado de hierba de los quebraderos de cabeza- el cazador sufría fuertes dolores de cabeza que, sin dudarlo, atribuía a la jaqueca. El mismísimo Santa Claus padeció esos dolores una nochebuena que accidentalmente engulló una jaqueca por no cerrar la boca mientras volaba a toda velocidad con su trineo por los cielos lapones.
Te ruego me tengas informado si surgen nuevos sucesos en relación a este tema.
Un abrazo ibérico.